Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

¿Quiere recibir Publicación Médica de Neumología en su correo de forma gratuita?
Lunes, 02 de enero de 2012  |  NÚMERO 62 Acceda a nuestra hemeroteca
actualidad
Estudio publicado en ‘Archivos de Bronconeumología’
Sólo el 28 por ciento de los pacientes con EPOC realiza el nivel de ejercicio recomendado
El gasto semanal de energía recomendado para la salud es de 2.800 kilocalorías

Redacción. Madrid
Sólo el 28,8 por ciento de los pacientes con enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) realiza un nivel de ejercicio acorde con las recomendaciones de los especialistas. El 32,6 por ciento de los afectados por EPOC no realiza ninguna actividad, mientras que el 38,6 por ciento lo hace de forma moderada e insuficiente. Así lo ha puesto de manifiesto un estudio realizado en la Comunidad Valenciana y publicado en la revista Archivos de Bronconeumología de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (Separ).

“Nuestro estudio pone de manifiesto que los pacientes EPOC estables que atienden en las consultas de neumología de nuestros hospitales, y que no han sido incorporados a ningún programa de rehabilitación respiratoria, presentan un bajo nivel de actividad física”, asegura Margarita Marín, neumólogo del Hospital General de Castellónque y co-autora del estudio.

En la EPOC, al igual que en condiciones de salud normales, la práctica regular de ejercicio se asocia a una mayor calidad de vida. De hecho, los pacientes más activos físicamente muestran un enlentecimiento de la pérdida de función pulmonar y una disminución del número de exacerbaciones.

En este estudio, realizado por un grupo de neumólogos vinculados a la Separ y a la Sociedad Valenciana de Neumología, se establecieron tres niveles de actividad teniendo en cuenta que el gasto semanal de energía recomendado para la salud es de 2.800 kilocalorías.

Así, se consideraba pacientes inactivos a aquellos que realizaban un gasto energético semanal de menos de 1.000 kilocalorías, mientras que los moderadamente activos eran los que gastaban entre 1.000 y 3.000 kilocalorías, y los activos los que superaban las 3.000 kilocalorías por semana.

Se sabe que un incremento de la actividad física de 1.000 kilocalorías por semana supone una reducción del riesgo de mortalidad del 20 por ciento. Asimismo, los pacientes EPOC más inactivos tienen mayor obstrucción bronquial, refieren más disnea, caminan menos metros en las pruebas de esfuerzo 6MWT y tienen peor calidad de vida.

Un varón jubilado y con escasos ingresos económicos

Según esta investigación, el perfil del paciente EPOC inactivo es el de un varón, de edad media avanzada, un nivel grave (50%) o muy grave (19%) de severidad de la enfermedad y con patologías asociadas (65%), en su mayoría cardiovasculares.

Desde el punto de vista socioeconómico, destaca una alta proporción de jubilados, con escasos ingresos económicos, baja titulación académica, y que en su mayor parte, viven con su pareja o con familiares.
© 2010 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.  |  QUIÉNES SOMOS  |  SUSCRIPCIÓN