Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

¿Quiere recibir Publicación Médica de Neumología en su correo de forma gratuita?
Miércoles, 20 de julio de 2016  |  NÚMERO 84 Acceda a nuestra hemeroteca
SEPAR LA OTORGA SU RECONOCIMIENTO
La Unidad de Tuberculosis del Dr. Negrín es “excelente”
En la última década ha atendido más de 1.000 consultas ‘on-line’ de profesionales de todo el mundo
Redacción. Madrid
La Unidad de Tuberculosis del servicio de Neumología del Hospital Universitario de Gran Canaria Dr. Negrín ha sido acreditada como unidad especializada de alta complejidad en la categoría de excelente por la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (Separ). Se trata de un reconocimiento a la actividad de esta unidad, que se ha convertido, tras más de 25 años de funcionamiento, en un referente nacional e internacional en el manejo de esta enfermedad, en especial de la tuberculosis multirresistente y de enfermedades producidas por otras micobacterias.

José Antonio Caminero, coordinador de la Unidad de Tuberculosis del Hospital Dr. Negrín. 

Actualmente, se diagnostican nueve millones de casos de tuberculosis cada año en el mundo, de los que medio millón son multirresistentes. Frente a los 150 casos de tuberculosis que se atendían en los años 90 en el Hospital Nuestra Señora del Pino, en la actualidad se tratan 40 y 50 pacientes anualmente. Un descenso en la incidencia que se debe, según explica José Antonio Caminero, responsable de la Unidad de Tuberculosis, a “la mejora de las condiciones socioeconómicas y del sistema sanitario, al control que se ha efectuado sobre esta enfermedad, así como al control del sida, que ha bajado notablemente en los países desarrollados”.

Sin embargo, la tuberculosis, que se transmite por la tos y está vinculada fundamentalmente a situaciones de hacinamiento, continúa muy activa en países pobres y con un sistema sanitario poco desarrollado. Caminero realiza asesoramiento on-line a profesionales de todo el mundo que tratan a pacientes de tuberculosis multirresistente u otras formas de manejo clínico difícil, como reacciones adversas a los medicamentos o enfermedades producidas por micobacterias atípicas o ambientales. En los diez últimos años ha atendido más de 1.000 consultas de más de 50 países, entre los que destacan India, China, Sudáfrica, Namibia, Botsuana, Zimbabue, Mozambique, Filipinas, Indonesia, Ecuador, Perú, México, Colombia y la práctica totalidad de los países de América Latina.

El Servicio de Neumología forma cada año en tuberculosis a especialistas españoles y extranjeros. Además, Caminero imparte formación a especialistas en más de 10 países, entre los que se encuentran los que tienen un mayor número de casos de esa enfermedad.

Como asesor de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Caminero forma parte del comité de redacción de la guía de tratamiento de la tuberculosis de este organismo, cuya nueva edición se ha publicado recientemente.

Tratamientos eficaces

Hospital Universitario de Gran Canaria Dr. Negrín

Solo el 10 por ciento de las personas que se contagian de tuberculosis desarrolla la enfermedad. La mitad de los pacientes diagnosticados se contagiaron en los dos últimos años, y en la otra mitad la enfermedad tardó más tiempo en desarrollarse. El riesgo es mucho mayor para las personas cuyo sistema inmunitario está dañado, como ocurre en casos de infección por el VIH, desnutrición o diabetes, o en quienes consumen tabaco.

“Los tratamientos son en la actualidad muy eficaces, la práctica totalidad de los enfermos se curan. El problema es que se debe seguir al menos seis meses, pero al cabo de los dos primeros meses ya hay una mejoría tan importante que, en ocasiones, los pacientes abandonan el tratamiento. Por ello se hace necesario realizar un seguimiento activo de los pacientes a lo largo de todo su proceso”, explica Caminero.

Resistencia a antibióticosEn el caso de los pacientes con tuberculosis muy resistentes a los antibióticos, el especialista considera que si se tiene un buen manejo clínico y un buen hospital de referencia que les apoya, existen posibilidades muy elevadas de curación.

Gracias a la experiencia del Hospital Universitario de Gran Canaria Dr. Negrín en el manejo de esta patología, un paciente de este hospital, curado de tuberculosis multirresistente en el año 2000, se convirtió en el año 2013 en el primero en el mundo trasplantado de pulmón después de padecer y curarse de esta enfermedad.

© 2010 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.  |  QUIÉNES SOMOS  |  SUSCRIPCIÓN