Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

¿Quiere recibir Publicación Médica de Neumología en su correo de forma gratuita?
Miércoles, 23 de diciembre de 2015  |  NÚMERO 77 Acceda a nuestra hemeroteca
ES LA PRIMERA DE LA COMUNIDAD VALENCIANA QUE ALCANZA ESTE NIVEL
La Unidad de Sueño del Sant Joan de Alicante, acreditada de alta complejidad
Separ avala que cuenta con recursos suficientes para la actividad asistencial, docente e investigadora
Redacción. Alicante
La Unidad del Sueño del Hospital Universitario Sant Joan de Alicante, integrada en el Servicio de Neumología, ha recibido la acreditación de Unidad Multidisciplinar de Alta Complejidad por la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (Separ), siendo la primera de la Comunidad Valenciana en alcanzar este nivel. Esta certificación se concede a centros dotados con los suficientes recursos materiales y humanos que les capacitan para realizar cualquier tipo de actividad asistencial, docente e investigadora, relacionada con la prevención, diagnóstico y el tratamiento de los distintos trastornos del sueño, tanto en adultos como en niños.

Eusebi Chiner, jefe del Servicio de Neumología del Hospital Sant Joan de Alicante.

Separ se encuentra en un nuevo proceso de acreditación de calidad de Unidades del Sueño, con nuevos criterios establecidos sobre las antiguas unidades certificadas. “Esto sentará las bases para la futura acreditación europea en esta disciplina, que en este momento se encuentra en pleno desarrollo y que será el punto de confluencia de distintas especialidades”, señala el jefe del Servicio de Neumología del Sant Joan, Eusebi Chiner.

Este sello de calidad supone un reconocimiento “a una línea que se inició en 1995 y que ha dado muchos frutos desde el punto de vista asistencial, con unos 10.000 pacientes atendidos, la organización de cursos docentes para residentes, postgrado y Enfermería, así como una trayectoria investigadora que se ha traducido en la publicación de múltiples trabajos científicos, participación en estudios multicéntricos y desarrollo de becas y proyectos, además de gestionar los recursos, la priorización de casos y la atención integral a los pacientes”, apunta Chiner.

Los objetivos de la acreditación son mejorar el nivel de cuidado a los pacientes, asegurando un marco de calidad asistencial; facilitar la gestión de los recursos; impulsar el desarrollo de planes formativos en trastornos del sueño y promover la investigación en esta área. Separ establece tres niveles de acreditación: Unidad Multidisciplinar de Alta complejidad, Unidad Respiratoria y Unidad Básica. Para alcanzar el nivel de alta complejidad, como reconoce el propio Chiner, “se exigen numerosos requisitos, como tener un organigrama estable de funcionamiento, un espacio físico habilitado para la realización de consultas y estudios polisomnográficos. Además, disponer de protocolos de actuación y una dotación de sistemas informáticos, bases de datos y archivos de documentación”.

600 nuevos pacientes y 700 estudios al añoEn cuanto a la actividad asistencial, se exige que el número de pacientes nuevos (primeras consultas) atendidos en la unidad sea superior a 600 al año, de distintas patologías y especialidades, con un mínimo de 700 exploraciones anuales, entre poligrafías respiratorias y polisomnografías. “Se valora mucho la atención a población pediátrica y existe una buena coordinación con los servicios de Otrorrinolaringología (ORL) y Pediatría”, indica el especialista.

Asimismo, se debe disponer de la posibilidad de atención preferente a pacientes con alto riesgo (conductores, etc.) en un plazo no superior a los 15 días desde la recepción de la solicitud de valoración en la Unidad del Sueño. Es fundamental también establecer una actividad coordinada entre las distintas especialidades implicadas: Neurología, Neurofisiología, Pediatría, Psiquiatría, ORL, Maxilofacial, Endocrino y Ortodoncia.

“Por lo que respecta a la introducción de mejoras, esperamos que esta acreditación suponga la puesta en marcha de nuevos canales de registro. En este sentido, además de la monitorización de las señales eléctricas, se espera la introducción de un equipo que permita la grabación nocturna del paciente, lo que nos va a permitir observar sus movimientos y comportamientos, como pueden ser el bruxismo o el noctambulismo, ofreciéndonos mucha información al respecto”, sostiene el responsable de la unidad.

En el último año, en la Unidad del Sueño de Sant Joan se han efectuado 250 polisomnografías convencionales, 700 poligrafías cardiorrespiratorias hospitalarias y domiciliarias, 90 estudios en niños y se han valorado 660 nuevos pacientes por problemas de sueño, atendiendo además al menos 1.300 revisiones.

© 2010 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.  |  QUIÉNES SOMOS  |  SUSCRIPCIÓN