Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

¿Quiere recibir Publicación Médica de Neumología en su correo de forma gratuita?
Miércoles, 22 de julio de 2015  |  NÚMERO 73 Acceda a nuestra hemeroteca
SEGÚN SAGRARIO MAYORALAS, PRESIDENTA DE NEUMOMADRID
“Hemos complicado la vida al paciente con las terapias domiciliarias”
Favorecen su autonomía, pero advierte de que es necesario formarles adecuadamente para su uso
 
Eduardo Ortega / IMAGEN: Cristina Cebrián. Las Meloneras (Las Palmas de Gran Canaria)
¿Son las terapias respiratorias domiciliarias positivas para los pacientes? Sagrario Mayoralas, presidenta de Neumomadrid, la Sociedad Madrileña de Neumología y Cirugía Torácica, considera que sí, pero también advierte de que es necesario formarles adecuadamente para su uso. Asimismo, considera que los especialistas tienen que facilitar su participación del paciente en la toma de decisiones y que nos ayuden a identificar cuáles son los problemas reales. Estos son algunos de los temas tratados en la sesión que el 48º Congreso de Separ ha dedicado a la atención centrada en las personas que utilizan estas terapias, en la que Mayoralas ha participado.

¿Cuál es la situación de las terapias respiratorias domiciliarias en España?

Sagrario Mayoralas habla sobre las terapias respiratorias domiciliarias.

La gestión de las terapias respiratorias domiciliarias se basa en la integración de las cuatro patas de una mesa, las que representan el profesional sanitario, el paciente, la Administración (que financia) y los proveedores de terapias respiratorias. En este sentido, el proveedor es muy importante porque es el que está en contacto con el paciente e intermediario entre este y el médico a la hora de tomar muchas decisiones, ya que  los profesionales sanitarios no suelen tener acceso a los domicilios.

Eso es lo que nos permite tener conocimiento de lo que pasa en el domicilio, y al paciente tener un acceso rápido ante una duda o un conflicto con la terapia respiratoria. Desde un punto de vista de interacción de varios sectores, es el mejor ejemplo de un trabajo en conjunto para poder llegar a buen puerto en un tratamiento.

¿Qué puntos fuertes y flacos tiene este tipo de asistencia de cara al paciente?

Todos estamos de acuerdo en que hemos sacado a los pacientes fuera del hospital, en que ellos quieren estar en sus hogares y en que han ganado independencia. Pero hay un punto negativo: les hemos complicado la vida. No es lo mismo tomarte una pastilla que tener un respirador en casa. Con la terapia a domicilio hemos añadido complejidad a los enfermos, y no sé si los hemos formado para ello. No sé si los médicos les hemos dado el conocimiento necesario para que el paciente sea parte de la toma de decisiones y del manejo de la enfermedad.

Muchas veces el paciente se encuentra con una máquina en casa, que está muy bien porque le permite tener cierto grado de independencia, pero también tiene dudas, una serie de miedos que requieren un cambio de perspectiva por la que tenemos que ayudar a los enfermos, escucharlos, tener en cuenta sus opiniones y no tomar decisiones por ellos. Ese es el cambio significativo y necesario: la participación del paciente en la toma de decisiones y que nos ayuden a identificar cuáles son los problemas reales.

¿En qué situación está la financiación pública de estas terapias respiratorias?

Cuando tiramos a la baja en la financiación de este tipo de servicios, los proveedores pasan de hacer asistencia domiciliaria para ser un simple intermediario que lleva las máquinas. Eso no es bueno, porque estamos prestando un servicio sanitario, no solo logístico. Es necesario un cambio en ese sentido, y que todos trabajemos en la misma dirección, que tiene que ser dar la mejor asistencia sanitaria a los enfermos.

 

© 2010 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.  |  QUIÉNES SOMOS  |  SUSCRIPCIÓN